Los Mártires de Chicago“, así fue denominado un grupo de sindicalistas anarquistas que fueron ejecutados en 1886 en Estados Unidos por realizar un reclamo laboral.

El 1 de mayo de 1886 en Chicago, una de las ciudades con mayor masa laboral del país y donde las condiciones de trabajo eran precarias;  Más de 200 mil trabajadores de un grupo de sindicalistas anarquista, iniciaron una huelga para exigir la reducción de (16) horas de trabajo que era lo habitual, a (8) horas diarias. Esto conllevo a una serie de protestas que se prolongó durante varios días, donde hubo enfrentamientos entre policía y manifestantes, varios muertos y decenas de heridos.

En la plaza Haymarket de Chicago, el día 4 de mayo, la tensión alcanzó un punto álgido. Un artefacto explosivo estalló, hubo decenas de detenciones y heridos.  Entre los detenidos, ocho fueron hallados culpables, y de ellos, cinco fueron a prisión y tres fueron condenados a pena de muerte.

A ellos se los bautizó como los “Mártires de Chicago”, por su sacrificio en la lucha por las reivindicaciones laborales del movimiento obrero.  A ellos está dedicado el día primero de mayo.

Finalmente, se logró que los sectores patronales accedieron a implementar la jornada laboral de ocho horas, que perdura hasta hoy en diferentes partes del mundo.

El 21 de junio de 1886 comenzó el juicio a 31 obreros acusados de haber sido los promotores del conflicto. Todos fueron condenados, dos de ellos a cadena perpetua, uno a 15 años de trabajos forzados y cinco a la muerte en la horca. La culpabilidad de los condenados nunca fue probada.

 

Agregar un Comentario

Suscribirse

Nombre

Correo

Lugar

Interesado en

You have already added 0 property

Acceder

Registrarse